B& – Extranjeros en Eivissa

Juan Manuel Grijalvo – Esparta

Por |mayo 17th, 2022|

<<<

Ilustración de Pep Tur – Pendiente

<<<

Ultima Hora, FDS, 12 de septiembre de 2003

<<<

Ya sabe usted que en Esparta se regían por las leyes de Licurgo. La primera norma: si un chiquillo nacía enclenque, lo despeñaban desde el monte Taigeto. Otro detalle curioso es que, a partir de cierta edad, no les daban de comer. Tenían […]

Comentarios desactivados en Juan Manuel Grijalvo – Esparta

Extranjeros e idiomas

Por |agosto 13th, 2021|

<<<

En este país, hace tiempo

que uno oye a dos personas

hablando por la calle

y no es que no entienda

lo que dicen,

es que no tiene ni idea

de en qué lengua

pueden estar hablando. […]

Comentarios desactivados en Extranjeros e idiomas

Juan Manuel Grijalvo – De Palma a Quito

Por |mayo 7th, 2017|

<<<

Ultima Hora, 1 de abril de 2001

<<<

Ya sabe usted que están regresando a España los ecuatorianos que volvieron a su país para solicitar el permiso de residencia en Quito. Decíamos en otra ocasión que el cálculo de la carga útil de un barco es un caso particular de una teoría que se puede aplicar a otros vehículos. Por ejemplo, a los aviones de Palma, a las barcas de Formentera, y también a esas motocicletas que circulan de noche por delante de su casa. A ver si podemos sacarle algún partido hoy… […]

Comentarios desactivados en Juan Manuel Grijalvo – De Palma a Quito

Juan Manuel Grijalvo – Extranjeros en Eivissa – Indice

Por |febrero 5th, 2017|

Mohamed Tissei  (pendiente)

 <<<


[…]

Comentarios desactivados en Juan Manuel Grijalvo – Extranjeros en Eivissa – Indice

Juan Manuel Grijalvo – Extranjeros en Eivissa

Por |febrero 5th, 2017|

<<<

En memoria de Nathalie Kotowski

Última Hora, 3 de mayo de 2003

En Eivissa hay cada vez más residentes extranjeros. Son el dragón dormido de la política local. Si formasen una sola agrupación de electores, obtendrían con gran facilidad suficientes votos y escaños para ser la famosa bisagra, con todo lo que eso implica en términos de cuota de poder. […]

Comentarios desactivados en Juan Manuel Grijalvo – Extranjeros en Eivissa

Chiste anónimo – Infierno

Por |febrero 5th, 2016|

Esta historieta me la ha contado un amigo que ha dado vueltas por medio mundo.

Este es uno que se muere. Como ha sido bueno, llega al cielo y San Pedro le dice que puede escoger si quiere pasar la eternidad en el paraíso o en el infierno. Cuando pregunta cómo son, le contesta que puede probar los dos sitios. De manera que está quince días en el cielo con Jesús, que lo lleva de paseo en su Mercedes blanco, a comer en buenos restaurantes, todo muy bien y muy tranquilo… Luego se va otros quince días al infierno. Lucifer lo lleva en su Ferrari rojo a todos los cabarets y a los sitios de mala vida, a bailar, a beber, a etcétera… […]

Comentarios desactivados en Chiste anónimo – Infierno

Juan Manuel Grijalvo – Room in Bree – JRRT

Por |noviembre 28th, 2015|

<<<

Published in ‘Beyond Bree’,  January 2009.

<<<

For reasons that we shall discuss later,

this work starts with a quote from Tolkien:

«We all know the differences in kind, but we are not always sure how to place anything that we hear. A child may well believe a report that there are ogres in the next county; many grown-up persons find it easy to believe of another country; and as for another planet, very few adults seem able to imagine it as peopled, if at all, by anything but monsters of iniquity.»

– On Fairy-Stories, page 42. […]

Comentarios desactivados en Juan Manuel Grijalvo – Room in Bree – JRRT

Juan Manuel Grijalvo  –  El número de identificación europeo

Por |mayo 5th, 2015|

<<<

(( Este artículo tiene pendientes TRES ilustraciones de Pep Tur… Han de ser en color ))

Ultima Hora, FDS, 23 y 30 de mayo y 6 de junio de 2003

Suponiendo que estamos de acuerdo en que un número de identificación europeo es un mal necesario, ¿cómo se monta eso? Será difícil «venderlo» si se impone como una obligación, porque a muchas personas no les dará la gana de numerarse. Pero las administraciones pueden ponérselo más fácil a quienes lo tengan… y más difícil a los que no. Y ya sabe usted que los filósofos llevamos siglos discurriendo sobre los límites del libre albedrío humano, sobre la voluntad como facultad del intelecto y sobre los mecanismos de la toma de decisiones. Mi aportación al debate es la división de los problemas en políticos y técnicos. La aplicación al caso particular que nos ocupa es darlo sólo a quienes lo soliciten expresamente… y lo paguen, como la ciudadanía romana. Y los demás seguirán siendo «provinciales», es decir, vencidos. […]