<<<

Vivimos

en un mundo

de política-ficción.

Un mundo en el que

los hilos que mueven

los intereses de los superricos

son cada vez más visibles.

Pero se espera de nosotros

que hagamos como

si no viéramos esos hilos.

Y lo más sorprendente:

mucha gente parece realmente ciega

ante este espectáculo de marionetas.

<<<

https://rafaelpoch.com/

2024/06/17/

lo-que-debemos-creer/

>>>