<<<

Todo empieza

en la tumba de

Nicolae Ceaucescu.

El día de Navidad de 1989

el dictador comunista

fue fusilado junto a su mujer,

poniendo fin

a la Revolución Rumana

y simultáneamente

a un régimen

de más de dos décadas

caracterizado por

su gusto por la represión

y la megalomanía.

Pero no siempre fue así.

Al principio de su mandato Ceaucescu era considerado una figura aperturista dentro del bloque del Este, que se permitió, incluso, condenar abiertamente la invasión de Checoslovaquia por parte de la Unión Soviética en 1968. Por esa misma razón ordenó la construcción de la Carretera Transfăgărășan, para tener una vía de escape segura desde Bucarest en caso de una invasión rusa del país, dadas las desavenencias con Moscú. Así que mi primera parada en la ruta fue la tumba del dictador y de su mujer, en el cementerio de Ghencea, a las afueras de la capital rumana.

<<<

https://fronterasblog.com/

2024/01/22/

transfagarasan-osos-y-pantanos-

la-carretera-mas-bonita-de-europa/

>>>