<<<

Me preguntan:

Internet y aislamiento social,

¿realidad o exageración?

Mi respuesta:

«Las dos cosas»

y además «Depende».

Internet nos acerca a personas que están lejos,

y el tiempo que pasamos «tecleando»

ya no lo tenemos para las que están cerca.

Veinticuatro horas dan para relacionarse

con un número limitado de «contactos».

Hemos de buscar un equilibrio

entre los «reales» y los «virtuales».

No hago contactos virtuales

que no esté dispuesto a convertir en reales

si consigo ir de viaje, o si vienen por donde vivo yo.

A veces hay malentendidos, fallos tontos de memoria…

Hay una persona que me dijo que, por norma, nunca iba a «quedadas»,

porque no quería encontrarse en el mundo real con sus contactos virtuales. 

Y es que hay gente p’a tó…

>>>